El error en el mercado y en la política

Hace poco estaba leyendo un libro que recopilaba conferencias y artículos de Ludwig von Mises. El título del libro es Planificación para la libertad y otros ensayos (Unión Editorial) y fue un regalo de uno de los mayores entendidos en la escuela austriaca que he conocido. Cuando ya has leído unas cuantas obras de Mises hay algunas ideas que ya te son familiares, pero sigues descubriendo otras que (aunque son implícitas en cierta corriente de pensamiento) no acabas de apreciarlas como se merecen hasta leerlas unas cuantas veces.

En el último de los ensayos recopilados, Las ganancias y las pérdidas, el autor compara el proceso de compra con el proceso electoral:

“El (político) elegido que decepciona al electorado desciende rápidamente en las listas de los favorecidos por el voto.

Cada voto (compra) de los consumidores sólo amplia un poco la esfera de acción del hombre elegido. Para alcanzar los niveles más altos dentro del empresariado, necesita un gran número de votos y que éstos se repitan una y otra vez durante un largo período de tiempo; una prolongada serie de éxitos. Cada día debe someterse a un nuevo juicio, a una nueva elección.”

En mi opinión Mises comete un pequeño error, inducido sobretodo por el hecho de que los sistemas democráticos que él conocía no estaban degradados como el español, o como esos mismos sistemas lo están hoy en día. Uno de los problemas de la democracia es la falta de conexión entre los errores (o incumplimiento de promesas electorales) cometidos por los políticos y su castigo directo.

En este sentido, y tal como apunta Mises, el mercado tiene una superioridad moral, no solo porqué quienes actúan en él reciben directamente las consecuencias de sus actos, sino porqué sus actuaciones son juzgadas a diario. El empleado y el empresario (este último más) deben demostrar su valía ante los consumidores que no dudaran en abandonarlos al día siguiente si no cumplen sus expectativas. El estar constantemente pendiente de hacer bien las cosas es lo que rebaja la tentación del descuido y el error (y lo que al final te hace mejorar).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s